30
abril

Rober mantendrá la concesión del servicio

Telesfora Ruiz, concejal de Movilidad

Telesfora Ruiz, en rueda de prensa esta mañana.

El Ayuntamiento y Transportes Rober han alcanzado un acuerdo que evitará la disolución del contrato con la concesionaria del servicio. Tras un mes de «intensas negociaciones», ambas partes han decidido incluir una serie de cláusulas en el contrato actual, vigente hasta 2022, que supondrán un ahorro de más de 40 millones de euros para las arcas municipales en los próximos nueve años, según anunció la concejal de Movilidad, Telesfora Ruiz, en rueda de prensa.

La edil destacó el «esfuerzo» de ambas partes, cuya relación parecía tocar fin a mediados de abril, cuando el equipo de gobierno anunció la ruptura del contrato con Rober, concesionaria del transporte urbano de la ciudad desde hace medio siglo.

Rober es la mejor para hacerse cargo del transporte urbano por su conocimiento del funcionamiento la ciudad y experiencia

La decisión obedecía, según recordó Ruiz, a las modificaciones que la introducción del metro y el plan de movilidad requerían. Este nuevo modelo de transporte arrojaba un valor de explotación de 25 millones de euros anuales, según los cálculos municipales. La empresa discrepaba de este coste, que cifraba en cinco millones de euros más, con lo que el Ayuntamiento le comunicó la resolución del contrato, explicó la edil.

Decidieron, no obstante, atender a la petición de tiempo para negociar de la compañía, «la mejor para hacerse cargo del transporte urbano por su conocimiento del funcionamiento la ciudad y experiencia», subrayó Ruiz, para pasar a enumerar algunos de los cambios que incluirá el contrato, modificaciones que se aprobarán en breve en junta de gobierno local.

Sede de transportes Rober.

Sede de transportes Rober.

En virtud del nuevo acuerdo la explotación tendrá un valor de 26.766.759 euros sin IVA. Rober se compromete a actualizar los costes anuales del servicio al 85% del IPC, así como a ahorrar un 10% en combustible. Absorberá, además, el canon que le requería el Ayuntamiento por los últimos cuatro ejercicios, en total 6.700.000 euros, así como el que se derive en un futuro con «una importante bajada de su beneficio industrial, que pasará del 12% al 8,25%», informó la concejal de Movilidad, que destacó el «esfuerzo de la concesionaria para tener el mejor servicio posible al menor coste».

Las cifras que se barajan «se han calculado incrementando los costes de personal y disminuyendo otros, de forma que se garantiza el mantenimiento del empleo» aseguró Ruiz, tras subrayar que «no habrá despidos» en la plantilla de Rober.

La compañía absorberá el canon que le reclama el Ayuntamiento con una bajada de su beneficio industrial, que pasará del 12% al 8,25%

Puntualizó, no obstante, la necesidad de hacer «ajustes de tipo económico y atender a jubilaciones», cuyos puestos no se cubrirán porque «no hay necesidad»  -con el nuevo modelo sobrarán conductores, como ya advirtió la plantilla.  Junta y Ayuntamiento firmarán los «acuerdos pertinentes», por este motivo, «para que un número de trabajadores de Rober puedan ser trasvasados como conductores del metro», informó Ruiz.

Según anunció, ambas partes se han comprometido a poner en funcionamiento el nuevo modelo de transporte «entre el 1 de enero y el 30 de abril de 2014», tiempo necesario para hacer las obras oportunas, «que serán mínimas» y «elegir  los vehículos de alta capacidad (LAC), que los fabriquen y entreguen».

El plan de movilidad traerá consigo «un impacto medioambiental positivo», defendió la concejal, para la que el previsible «desajuste inicial» que conllevará, «como todo cambio», se justifica porque evitará aglomeraciones en el centro, por donde solo discurrirán las LAC, y traerá «regularidad en las líneas de barrios al ser su recorrido menor».

A los vehículos de alta capacidad y las líneas de barrio se sumarán «líneas trasversales, llamadas universitarias, que atraviesan la ciudad de norte a sur» y el metro «con el que también hay que contar» para desplazarse.

Una vez que se adquieran las LAC, el Ayuntamiento iniciará una campaña de difusión para que los ciudadanos sepan «cuál será su línea y las posibilidades de transbordo en función del destino», anunció Ruiz, para la que el transporte urbano «se simplifica porque para evitar solapamientos» por la mayoría de las paradas solo pasa «una la línea». La excepción se producirá cuando se desee atravesar la ciudad por completo -en estos casos se habla de hasta tres transbordos- un recorrido que hace un «porcentaje menor», según los cálculos técnicos, «porque la mayoría va al centro», concluyó Ruiz.

Comentarios en este artículo

  1. […] Rober mantendrá la concesión del servicio (GranadaiMedia). […]

    Granada despierta sumando parados en los barrios en el Día del Trabajo | Granada despierta

¡Danos tu opinión!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.